Archivos de la categorías: Clubs Cannabicos

Un Estado para criminalizar a su población

El Gobierno de España criminaliza a su población mientras devuelve la fianza a defraudadores que han robado millones a todos los contribuyentes.

La soberbia de un gobierno dictatorial y sin moral que permite infringir las leyes, más preocupado de perseguir y estigmatizar a su población aun sin la existencia de delito, mientras premia a lobbies con millones de muertos a sus espaldas, o defiende a defraudadores que les sale el juicio a devolver…

Con anterioridad destapamos las cifras reales del DrudTest 5000; dispositivo que multa días después de realizar un consumo y siendo ilegal la propia prueba, no solo por la falta de controles de los dispositivos sino demostrado el corto margen y la gran cantidad de falsos positivos que generan.

En esta ocasión nos adentramos en la persecución que sufre la población al hacer su derecho constitucional recogido en los artículos 22 y 34 de la Constitución de España por la cual cualquier grupo de Españoles puede constituir una Asociación Sin Ánimo de Lucro y así palpar la igualdad entre distintas poblaciones de nuestra nación donde sus Ayuntamientos han aprobado propuestas regulativas para el establecimiento de ese tipo de Asociaciones, además de los procesos regulativos por parte de Comunidades Autónomas como Cataluña, País Vasco… Esta vez nos centraremos en una localidad del Principado de Asturias.

Asturias es una Comunidad Autonómica mono-provincial paradójica entorno al Cannabis. Por una parte, su consumo esta normalizado entre la población siendo una sustancia más fácil de acceder que unos mentos a cualquier hora del día, gracias al mercado negro. Existe una doble moralidad al criminalizar a los consumidores desde todas las Administraciones Públicas en el Principado, razón por la cual un grupo de vecinos, con patologías diagnosticadas como Glaucoma, Epilepsia, Ansiedad por Depresión… vecinos como los que te rodean (padres de familia, psicólogos, miembros retirados de las fuerzas del orden del estado, funcionarios de carrera) en busca de compartir información veraz y apoyarse mutuamente, se encuentran ante una estigmatización social por parte de las instituciones sanitarias y políticas.

Por esas y otras razones recogidas en los estatutos constitucionales de la asociación, estatutos ya aprobados en otras administraciones públicas estatales y, por tanto, en regla dentro del paradigma de leyes españolas, se encontraron con sus ilusiones sorprendidas con la premoría con la cual el propio registro del Principado (a los 2 días de entregar en registro dicha documentación) la Jefatura de Sección de Entidades Jurídicas les remitió a la fiscalía por contener la palabra “Cannabis” en sus estatutos. Como es palpable, la criminalización por parte del estado es constante desde el minuto 1 gracias a la ignorancia generada por la desinformación creada para perseguir colectivos de personas que se quieren desvincular por completo del mercado negro.

Esta ignorancia se palpa en catedráticos de ciertas universidades españolas los cuales no tienen ni el más mínimo pudor en realizar afirmaciones que van por encima de las posibilidades científicas y, por supuesto, de la realidad, que perjudican a la salud en una región donde no se contempla ningún tipo de fármaco como Sativex aprobado en las provincias limítrofes para enfermos moderados o graves con Esclerosis Múltiple. Persecución atroz que se palpa en las instituciones sanitarias donde no solo no pueden hablar con los profesionales sobre Cannabis, ya que directamente lo hacen constar en el historial como abuso de drogas; haciendo de los consumidores terapéuticos con tratamientos aprobados en otras regiones para pasar a ser denominados como drogodependientes. Sin justificación alguna y con la total desinformación de catedráticos que más bien tendrían que justificar sus sueldos para realizar afirmaciones fuera de la verdad y de las posibilidades científicas.

Seguiremos manteniendo  informando con cada avance, con información veraz, de la situación real por la que el gobierno, no solo favorece a que los colectivos no se desvinculen del mercado negro pisoteando los artículos 22 y 34 de la Constitución Española para una vez más criminalizar al pueblo y que sigan ganando los mismos traficantes de siempre reinando en la comarca, gracias a la ignorancia de sello y membrete con las que generan crímenes y criminales cuando no los hay pero cuando lo son no se les retira ni el pasaporte:

No queremos terminar sin recordar que esta persecución solo demuestra lo absurdo de la prohibición y la falta de funcionarios informados, documentados… necesarios para que avance la región y no sean los mismos caciques ignorantes que dañan a la sociedad y su salud desde las mismas instituciones y sillones de los que se asustan por leer “Cannabis”, sin comprender que con nuestros humos y aires tenemos más cordura, salud y cultura de la que prodigan.

Babín apuesta por el narcotráfico.

Son alarmantes las palabras de Francisco Babín, el delegado del gobierno para el Plan Nacional Sobre Drogas. Su desconocimiento de la ley o su sentido férreo de mantener la prohibición negando las evidencias y la corriente actual mundial, para sólo constatar las políticas desfasadas de un gobierno hinchado de soberbia y arrogancia para mantener los poderes fatuos de traficantes y corruptos que ven en la alegalidad del cannabis un vergel donde llenarse los bolsillos con múltiples sustancias.

Hay que ser obtuso para no comprender que si regulas las asociaciones, donde la entrada a menores está prohibida, cierras de golpe ese flujo.

Siempre ha existido un consenso entre las instituciones, las cuales gobernáis con puño de hierro, negando las investigaciones o prohibiendo la compra del drugtest 5000 para realizar estudios independientes en el territorio, por poner un ejemplo, entre otras trabas que ponéis a investigadores y médicos.

Claro que en España no entras en la cárcel si no acumulas faltas por tenencia pero si multas desorbitadas que aumentan según la reincidencia pero hasta ahí llega tú verdad. A día de hoy se persigue y enjuicia por múltiples causas que si conllevan penas (organización criminal, daños a la salud pública) a asociaciones y autocultivadores metiéndolos a todos en el mismo saco que al narcotráfico. Mientras, las autenticas redes del narcotráfico, con miles de hectáreas de cultivo, son las que no entran en prisión. Espero no tener una semántica tan traicionera como la suya por afirmar que existe una regulación cuando el cultivo se persigue más que el fraude fiscal.

Esperamos que cuando dice que el cannabis “está perfectamente regulado” no se quiera referir que el cultivo y distribución ya lo tenéis regulado gracias a la corrupción y el narcotráfico, ya que no creemos que le haga ni la más mínima gracia a las asociaciones de usuarios que perseguís y destrozáis sus cultivos, o a los detenidos por tener 3 plantas, o a los usuarios terapéuticos que envías al mercado negro y sus redes de distribución.

Las evidencias científicas dicen lo contrario a sus afirmaciones como La Comisión Global de Políticas de Drogas, de la misma forma que las experiencias en los estados de EEUU, al igual que los políticos Europeos.

Alemania comenzara en el 2017 un proyecto pionero para dispensar marihuana recreativa en el país donde ya se aprobó el uso terapéutico y las aseguradoras costearán los tratamientos; o el Reino Unido, que tiene el debate abierto y tanto liberales como conservadores ven con buenos ojos sacar de las sombras la realidad del cannabis.

Sabemos que el reciente cierre de la mayor institución Australiana del prohibicionismo donde el estado gastaba millones para difamar, te puede preocupar debido a la situación laboral actual en España, pero tranquilo ya te tienen preparada otra puerta giratoria como otras tantas veces y en tantas otras instituciones o empresas.

Nos despedimos recordándote las declaraciones de la fiscal general de EEUU donde reconoce cometer un grave error al catalogar el cannabis como droga de entrada donde el alcohol se vuelve a llevar la palma. Te recordamos que representamos al 15% de la población española los usuarios y consumidores de cannabis y nunca hemos estado más cuerdos, sobre todo más que sus palabras y con un porro en la mano, sin alabar los Alcaloides de los cuales te persiguen como la hipocresía de tus mentiras.

A lo seguro